Global

Es neuquino el hombre que ocultó los síntomas en un vuelo

Es neuquino el hombre que ocultó los síntomas en un vuelo

Un hombre de 70 años, que retornó al país desde España, ocultó que tenía síntomas de coronavirus y se decompensó en pleno vuelo por lo que tuvo que ser internado en grave estado apenas aterrizó en Ezeiza.

En medio de esa situación el hombre terminó admitiendo que venía arrastrando síntomas compatibles con coronavirus hacía una semana pero se tomó varias pastillas de paracetamol para poder sortear los controles y subirse al avión. Cerca de las 21.45 su temperatura ascendió a casi 39 grados en conjunto con dificultad respiratoria.

"En ese momento el paciente no estaba en condiciones de responder a lo que podíamos hacer, teníamos tres horas de vuelo y nos faltaban ocho para llegar a destino", dijo el profesional en declaraciones que formuló esta mañana la señal de cable TN. Fue atendido por los médicos dentro del avión.

"Por su parte, los médicos presentes, en coordinación con los profesionales de salud de la compañía, comenzaron a asistir al pasajero con suministro de oxígeno y la medicación necesaria del botiquín del avión", detallaron fuentes de la compañía a Télam.

Twitter borró publicación del Presidente Maduro sobre investigación del Covid-19
También dijo que lo invitaría al Palacio de Miraflores para que pudiera contribuir a lucha contra la pandemia en el país caribeño. Y agregó: "Ya yo hice nueve botellas de preparado con Cilia y como dice el médico cada cierto tiempo me lo tomo".

El portal Infobae explicó que de esa manera, el hombre -viajaba acompañado de su mujer y dos familiares- hizo todo lo contrario a lo que indican las recomendaciones médicas.

Tras conocer este dato, el comandante de la aeronave activó el protocolo sanitario correspondiente. La opción era descender en Río de Janeiro, pero eso implicaba que el resto de los pasajeros no lleguen a la Argentina y al mismo tiempo poner en riesgo a todos, ya que esa zona de Brasil es uno de los focos más grandes de contagiados que tiene el país vecino. El capitán del vuelo analizó aterrizar de emergencia en Río de Janeiro, pero en conjunto con la familia del afectado se disputo continuar el viaje hasta Buenos Aires.

El paciente fue trasladado desde Ezeiza en una ambulancia a un centro asistencial, mientras que tanto su esposa como los familiares que lo acompañaban también quedaron aislados cumpliendo la cuarentena obligatoria. Al mismo tiempo, se activó el protocolo para aislar a los pasajeros y al personal de la aerolínea.