Tecnología

WhatsApp dice violación de seguridad pudo apuntar a grupos de derechos humanos

WhatsApp dice violación de seguridad pudo apuntar a grupos de derechos humanos

Para hacerlo, los "hackers" llevaban a cabo una llamada a través de WhatsApp al teléfono a cuyos datos deseaban acceder e incluso en el caso de que la persona receptora no respondiese a la llamada, un programa de "spyware" se instalaba en los dispositivos.

Una vulnerabilidad de WhatsApp permitió instalar spyware en dispositivos móviles iOS y Android, según ha detallado el Financial Times.

Los ciberdelincuentes, a través de un código malicioso, podían evitar el encriptado de la app y acceder a las conversaciones, así como a los datos de contactos del usuario, sus fotos, imágenes y video.

"WhatsApp alienta a la gente a descargar la última versión de nuestra aplicación, así como a mantener al día el sistema operativa de su teléfono, para protegerse de potenciales ataques de seguridad diseñados para comprometer información almacenada en el teléfono portátil".

Sin embargo, WhatsApp dijo a los medios de comunicación que 'un número entre docenas' sería adecuado para los usuarios afectados por esta vulnerabilidad.

"Pegasus, si eso resulta ser lo que se usaba aquí, ha estado disponible desde 2016, cuando se informó que fue utilizado por primera vez contra un activista de derechos humanos en los Emiratos Árabes Unidos".

En entrevista con BBC, miembros de WhatsApp dijeron que el ataque tiene todas las características de ser de una empresa privada que brindaba a algún gobierno un programa espía.

Estados Unidos suspende todos los vuelos con Venezuela
En un comunicado, la compañía dijo entonces: "American ha suspendido temporalmente nuestra operación en Caracas y Maracaibo". La actual crisis económica y política en Venezuela .

Los pasos a seguir para actualizar la aplicación de mensajería móvil: en Android ir a "Mis apps", WhatsApp y actualizar.

"Eso me parecería correcto, como máximo, porque este tipo de software espía generalmente se implementa de manera altamente específica".

NSO Group "no opera el sistema, y luego de un riguroso proceso de estudio y autorización, organismos de seguridad e inteligencia determinan cómo utilizar la tecnología para sus misiones de seguridad pública", señaló en un comunicado a la AFP.

Tras el ataque, expertos en ciberseguridad solicitaron a los usuarios actualizar los dispositivos y la aplicación en sí.

"Investigamos cualquier denuncia creíble de mala utilización y, si es necesario, tomamos medidas, incluyendo la desactivación del sistema", concluyó.

La ONG Amnistía Internacional indicó que se iba a unir a una acción legal iniciada por unos 30 activistas en Israel para revocar la licencia de exportación de NSO Group.

Por su parte, NSO Group se desvincula de las actividades ilegales de los Gobiernos y empresas que adquieren sus productos informáticos, argumentando que vende su 'software' a condición de que el comprador lo use únicamente en contra de terroristas y criminales.