Negocios

La Policía Nacional registra las oficinas del exembajador español en Venezuela

La Policía Nacional registra las oficinas del exembajador español en Venezuela

- El presidente interino nombrado por la AN, Juan Guaidó, aseguró que las cuatro personas detenidas este lunes en Madrid, por ayudar al exembajador de España en Venezuela, Raúl Morodo, quién cobró, durante su gestión entre 2004-2007 por informes ficticios a Pdvsa, es una de las causas por la que hoy día Venezuela se acerca a una "catástrofe humanitaria".

El exdiplomático, principal imputado en el caso, no fue arrestado debido a su avanzada edad (84 años), pero será citado más tarde a declarar directamente en la Audiencia Nacional.

Además, siete diputados de la Asamblea Nacional de Venezuela presentaron la semana pasada una denuncia ante la Fiscalía General del Estado para instar a las autoridades españolas a investigar a otros tantos altos cargos y empresarios que se han instalado en el país.

Santiago Pedraz es uno de los jueces españoles que investigan el blanqueo del dinero sustraído supuestamente por funcionarios y ciudadanos venezolanos de la petrolera pública de su país y en este caso realiza la instrucción por unos hechos relacionados con Morodo que se remontan al período 2012-2015. Según fuentes jurídicas, se investiga un delito de corrupción en transacciones comerciales internacionales como precedente de un blanqueo de capitales de 4 millones de euros.

Asumió el presidente, disolvió el Parlamento y llamó a elecciones
Zelenski fue elegido por el 73% de los votos en la segunda vuelta de las presidenciales el mes pasado, en una victoria que reflejó el agotamiento de los ucranianos con la política tradicional.

En paralelo, dos juzgados de instrucción de Madrid tienen causas abiertas por delitos similares contra altos cargos del Gobierno de Hugo Chávez que con la llegada de Nicolás Maduro, recalaron en España, como el ex ministro de Energía Nervis Villalobos.

El País indica que los Morodo y sus cómplices en Pdvsa antes hicieron pasar el dinero por Panamá y otros países latinoamericanos.

Según sospechan los investigadores, ese dinero irregular lo remitió a España con la excusa de que eran honorarios profesionales y mediante un complejo conglomerado de empresas, fondos que luego blanqueó con inversiones inmobiliarias.

Según fuentes cercanas a este operativo a Morodo, expolítico socialista, se le atribuye el blanqueo de al menos cuatro millones de euros extraídos ilícitamente de la petrolera venezolana Petróleos de Venezuela S.A (PDVSA). El origen del blanqueo sería la empresa pública de petróleo de Venezuela, PDVSA.