Cultura

Sacerdote Tito Rivera negó acusaciones de violación aunque admitió conductas homosexuales

Sacerdote Tito Rivera negó acusaciones de violación aunque admitió conductas homosexuales

El sacerdote, entrevistado en el programa "Mentiras Verdaderas" de La Red, desestimó ser autor de abusos y que sí tuvo actos sexuales pero todos consentidos y con mayores de edad, juntoi con calificar la denuncia como un "montaje" en su contra para obtener dinero. "Han embarrado mi fama, mi honra, incluso diciendo que soy un depredador sexual y un ladrón", señaló el religioso en la entrevista.

Asimismo, aseguró que "un 50% quizá más, un poco menos" de los sacerdotes de la Iglesia Católica "son homosexuales".

Según el cura, decidió hablar porque "la verdad es que han sido muy lapidarios conmigo y han tomado posturas que no son verdaderas", dijo.

"Habrán escuchado cómo este hermano sacerdote, por el cual también pedimos la misericordia del Señor, expresó que pediría al Santo Padre la dimisión del estado clerical", señaló este jueves el cardenal Ricardo Ezzati, al referirse a Tito Rivera, imputado de una violación al interior de la Catedral Metropolitana. Él usó el baño, tomó los 5 mil pesos y bajamos. Además, respecto a su orientación homosexual, Rivera confesó que "he tenido algunas conductas homosexuales, sí, pero no me reconozco como un homosexual".

"El ser humano está destinado a tener actividad sexual, es imposible no hacerlo".

Marvel Studios quiere adaptar What If. en formato animado
Aparte de sus películas clásicas y de Star Wars , el contenido de Marvel también será uno de sus pilares. Eran historias que abarcaban únicamente un número, pero sus resultados eran muy interesantes.

Sobre la denuncia en su contra, Rivera comentó que "lo que me impacta es la manera morbosa y grosera en que se relatan los supuestos hechos". La historia que él relata, para mi es una historia de ilusión.

"La iglesia es una conducta favorable para estas prácticas, porque hay una especie de consenso en algunas maneras de comportarse que son naturales, como por ejemplo: saludarse con un beso en la mejilla, el vivir en comunidad entre hombres", agregó.

Rivera reconoció que estas denuncias "constituyen pecado, pero ahí llegamos a un círculo vicioso".

"Él (el denunciante) me pidió $5 mil, para no dárselo frente a los maestros que estaban trabajando, y que pensaran mal... él me pidió el baño y yo lo hice subir exactamente y lo llevé a la pieza que yo ocupaba para descansar. Se peca y se confiesa, se peca y se confiesa, entonces esa especie de libertad para caer en el pecado y sentirse perdonado da la posibilidad de repetirlo", sentenció el suspendido religioso, que además informó que solicitó su retiro del sacerdocio.

"Me atrevería a decir que el 50% de los sacerdotes chilenos son homosexuales", consignó El Dinamo.