Deporte

Real Madrid toma sus distancias con el caso Ronaldo

Real Madrid toma sus distancias con el caso Ronaldo

El Real Madrid negó que presionara a Cristiano Ronaldo a firmar acuerdo con la modelo Mayorga en el 2009.

'Los documentos que supuestamente contienen declaraciones del señor Ronaldo y fueron reproducidos en la prensa son puras invenciones', afirmó el abogado.

Si esto llega a ocurrir Italia deberá mandar a Cristiano Ronaldo a su país natal debido a una clausula legal, el jugador de la Juventus no podrá estar en el país aunque se demuestre que cometió un delito en otro país. Pero, desde entonces, algunos medios han publicado extractos de un supuesto acuerdo que el jugador habría firmado con la denunciante.

El portugués podría tener que recluirse en Portugal en caso de que la justicia estadounidense pidiese su extradición a Italia, algo que todavía no ha sucedido. El motivo que había detrás era la preocupación del club blanco por su imagen y la del futbolista que acababa de fichar.

Dicen los investigadores y ase reunió con sus abogados durante la visita a Lisboa para atender la denuncia por la presunta violación ocurrida en el verano del 2009 en Estados Unidos.

Declaran inconstitucional la pena de muerte en el estado de Washington
El gobernador del Estado, el demócrata Jay Inslee , impuso una moratoria en la aplicación de la pena en 2014. Hace 20 años, 295 personas fueron condenadas a muerte.

"Real Madrid comunica que ha emprendido acciones legales contra el diario portugués Correio da Manhã por la publicación de una información rotundamente falsa y que intenta dañar gravemente la imagen de nuestro club", informaron los merengues.

Por lo tanto no pudieron haber ejercido ningún tipo de presión para que el portugués alcanzara un acuerdo con la víctima.

"Cristiano Ronaldo no niega que aceptó celebrar de un acuerdo, pero las razones que lo llevaron a hacerlo están, como mínimo, siendo distorsionadas".

"Este pacto no constituye una confesión", apuntó, y destacó que "Ronaldo se limitó a seguir los consejos de sus asesores para poner fin a unas acusaciones escandalosas contra él" y que "arruinan su reputación". Pero el comunicado consideró "absolutamente deplorable que un medio de comunicación respaldara o promoviera una campaña de difamación tan compleja e intencional basada en documentos digitales robados, fácilmente manipulados".