Cultura

Luciana Salazar contó cómo fue acosada en "Poné a Francella"

Luciana Salazar contó cómo fue acosada en

La acusación pública de Calu Rivero por acoso contra Juan Darthés marcó una bisagra en el mundo del espectáculo. "A todos los portales que se están haciendo eco de una información incorrecta, sobre un abuso que sufrí años atrás".

El periodista Sebastián Soldano le consultó si le seguía doliendo el intento de abuso que sufrió en sus comienzos, a lo que Luli corrigió de manera contundente: "Lo mío no fue un intento: ¡fue un abuso!". Una situación horrible. Estabamos en camarines, y alguien (un compañero de elenco que no nombrará) me tomó de los brazos, me puso contra la pared y quiso obligarme a besarlo. Fue desesperante, no sabía cómo sacármelo de encima.

Luego de la nota que fue levantada por muchos medios, se empezó a hacer diferentes especulaciones acerca de cual era el actor en cuestión y cual había sido el proyecto en donde le ocurrió el abuso a Luli Salazar y muchos creyeron que el hecho ocurrió durante las grabaciones de "Pone a Francella", por lo que la actriz y cantante salió a dar explicaciones en su cuenta de Twitter. Dale!.¿no te gusto?' De los nervios me salió gritarle: "'¡Estoy de novia, estoy de novia!'". "Y me lo crucé muchas veces más a lo largo de los años", aseguró. Busqué la ayuda de la productora del programa, con quien tenía más confianza, y solucionó la situación. Incluso volvió a trabajar con el involucrado en reiteradas ocasiones con el correr de los años. Por favor no lo sigan difundiendo, por que no es verdad.

"Mameri no ha tenido contacto con Keiko" — Abogado de FP
Ese año, la constructora Odebrecht ganó la licitación del proyecto, con una inversión de más de 7 mil millones de dólares. Según indicó, Marcelo Odebrecht dio la orden para realizar el aporte al Partido Nacionalista.

Por otro lado, en comunicación con Ángel De Brito en su ciclo matutino volvió a negar las primeras versiones difundidas y amplió su testimonio.

"Tuve las agallas de enfrentar la situación, no fue un estigma para mí", afirmó Salazar quien pudo seguir trabajando sin "ningún inconveniente".