Cultura

Internacionalista analiza las consecuencias del ataque estratégico en Siria

Internacionalista analiza las consecuencias del ataque estratégico en Siria

Los ataques fueron ordenados en represalia por el supuesto ataque con armas químicas del gobierno sirio del presidente Bashar al Assad contra la ciudad siria de Duma, situada en la periferia de la capital Damasco, lo que, según Trump, fue "una escalada significativa" en el prolongado conflicto sirio, que el mes pasado entró en su octavo año.

Las autoridades de Siria han negado que Damasco perpetrara el supuesto ataque.

El secretario de Defensa de Estados Unidos (EE.UU.), James Mattis, admitió que su país no tiene evidencias del uso de sustancias químicas en Duma: "No tenemos tropas, no estamos involucrados en el terreno allí, así que no puedo decir que tuviéramos pruebas, a pesar de que contáramos con muchos indicios", dijo el jueves.

Marihuana sintética: dos muertos y decenas con sangrado severo
Dicha sustancia se pueda fumar o se puede vender en forma líquida para su uso en cigarrillos electrónicos u otros dispositivos similares.

Trump dijo desde Washington en un discurso televisado a la nación que ordenó "ataques de precisión" contra objetivos en Siria asociados con el programa de armas químicas, en coordinación con el Reino Unido y Francia. Sin embargo, su mandato no es determinar quién fue responsable de la acción, sino determinar si realmente tuvo lugar un ataque con armas químicas.

El Ministerio de Defensa ruso estima que EU, Francia y el Reino Unido emplearon en el ataque contra Siria 103 misiles de crucero, bombas guiadas y misiles aire-tierra lanzados desde buques y aviones de combate emplazados en el mar Rojo, el Mediterráneo y la zona de Al Tanaf, y que la defensa antiaérea siria interceptó 71 proyectiles con sistemas de fabricación rusa S-125, S-200, Buk, Kvadrat y Osá.

Hace un año, militares estadounidenses atacaron una base aérea siria como reacción a un ataque químico con decenas de muertos en la ciudad de Jan Sheijun del que expertos de la ONU responsabilizaron a Al Assad. "No podemos tolerar la banalización en el uso de las armas químicas, debemos castigar a Bashar al Assad", afirmó Macron. Nos vuelven a amenazar. May también precisó que la acción militar coordinada, cuyos objetivos son las capacidades de armamento químico de Al Asad, es "limitada y dirigida" y está destinada a que "no escale las tensiones en la región y a hacer todo lo posible para evitar bajas civiles".