Negocios

Empleado municipal murió baleado en un control — San Martín

Empleado municipal murió baleado en un control — San Martín

Según las fuentes policiales, judiciales y del Servicio Penitenciario Federal (SPF), Iván Villalba debía estar preso en el momento del crimen del empleado municipal de San Martín. Por el hecho fueron aprehendidos dos hombres, uno de los cuales es hijo de Miguel Ángel "Mameluco" Villalba, condenado por narcotráfico.

El hecho ocurrió en una zona muy cercana a la Villa 18.

Jesús Porres, quien conducía la camioneta de la dirección de Protección Ciudadana, murió en el acto al recibir un disparo en la cara, a la altura del ojo. Ambos fueron trasladados de urgencia al hospital, en donde finalmente el empleado murió. El policía y Porres se encontraban patrullando sobre la ruta 8, cuando fueron advertidos por vecinos que había cuatro personas que estaban circulando por la calle con armas en la mano.

Tras producirse el hecho se llevó a cabo un operativo realizado por efectivos de la Policía Local y provincial que dio lugar a la detención de Villalba y Sánchez, en inmediaciones de la Villa 18.

"Chicharito" y el West Ham perdonaron al Crystal Palace
Sin embargo, fue el Crystal Palace el que abrió el marcador en el 24, Christian Benteke fue el anotador del tanto. West Ham en este momento está en la décima posición de la liga con 27 puntos y se aleja de la zona de descenso .

Esta madrugada fue detenido luego de asesinar a un empleado municipal y herir a un policía en el marco de un control de rutina frente a la villa 18. Los efectivos realizaban un control vehicular y detuvieron la marcha de una camioneta Volkswagen Amarok, en la que circulaban tres personas en actitud sospechosa.

Iván Gabriel Villalba había sido detenido el 11 de octubre de 2012, en un puesto caminero del departamento entrerriano de La Paz, por trasladar 80 kilos de marihuana envueltos en bolsas de nylon escondidos entre el asiento trasero y el baúl.

Según los pesquisas, Villalba llevaba cumplido 4 años y 8 meses y desde hacía un año gozaba del beneficio de las salidas transitorias, por lo que los sábados salía a la mañana y los domingo regresaba por la noche, pero este último domingo no lo hizo. En 2014, el entonces joven de 23 años recibió una condena de 6 años de prisión.

A su vez, Alejandro Buigo, abogado de la familia del empleado municipal asesinado, dijo que la víctima era "un civil" sin capacidad para "repeler una situación de inseguridad" y que su función estaba vinculada al "tránsito".